Literatura

Tres poemas

 // Lukas Avendaño*
lit_trespoemaslukasavendaño

 

Los Contreras

 

Es la última vez que te molesto

Aunque el mensaje no salga de mi celular

No tienes Facebook, pero yo

sé que te contarán lo que he

escrito

Y así sabrás que es para ti.

No lamento insistirte tanto pese a tu silencio…

 

Sabes que puedes llegar a

casa cuando quieras

Ya conoces la entrada por donde mismo,

Ya no hay arena y puedes

llegar con un solo huarache,

como la vez que atravesaste el pueblo y

que los perros insistían en

delatarte.

 

Mi catre siempre te esperará

con sábanas blancas

Y mi entrepierna presta a

envainar tu cuchillo miahutleco

Aún guardo tu aliento que tu

lengua dejó entre mis labios:

este texto no pretende ser

poema.

 

Si en nuestro primer

encuentro me hubieras

preñado

sabrías que tu primogénito

tendría 3 meses de nacido

Pero bueno fue la regadera

perimetral

quien en esta ocasión recibió tus semillas

Después fueron las milpitas saliendo del surco

Una vez más fue el mango

criollo de la esquina del terreno

Y después, el tronco junto a la

hamaca y el otro mango de manila.

 

Recuerdo mucho la zanja y el

muro de adobe de la vieja finca

La hamaca pendiendo del gulabere y el petate junto al

tronco

donde fuera el horno de carbón.

¿Sí lo recuerdas verdad?

 

Como ya sabes ha muerto el

gran árbol de huanacastle

Único testigo que presenció

cuando sellamos

por vez primera nuestras

secas bocas,

y tu aliento de cannabis

el mezquite sigue donde

mismo,

recibiéndome siempre al caer

la noche,

diría que es mi puesto para

esperar palomas el puesto del paso del venado,

del gato montés, y espero,

espero…

Como dijo Siddhartha sé

esperar, sé ayunar y sé

meditar,

en verdad yo no sé hacer

ninguna de las tres,

es más ni gracia tengo pero

sigo esperando…

 

Parecería ser que los días de

virgen

me traen mala suerte

Sta. Teresa te trajo un día

cuando nos bañamos en el

canal.

Fue tan lindo descubrir

nuestros cuerpos

descoloridos

bajo el agua a la luz de tu

teléfono celular,

en realidad nunca he terminado de entender si

lo que me desbordaba la boca era el agua corriendo o

tu saliva…

y a pesar de estar bajo el

agua mi sed no se saciaba,

es más ahora mismo tengo

mucha sed.

 

Ha sido tan extraño ver el

semen flotando,

se me antoja imaginarlo rosa

y

se tornara fluorescente con la

luz del celular,

como las medusas de Playa

del Carmen en Campeche.

El baño se ha convertido ya en un ritual,

y ya no nos importaba

atravesar el campo de futbol

mientras los perros coreaban

con ladridos nuestros pasos.

 

Y una vez más se repetía el

baño

en las aguas bajo el puente de

la autopista, me gusta tanto vernos

acostados entre el agua

como sirenas o tritones,

bueno yo la sirena.

 

¿Recuerdas la palabra clave?

-Zopilote, es correcto…

cuántas veces tú ahí

dibujando siluetas a la sombra cuántas veces

consumiéndose el cigarro

por las mañanas borregos

corriendo al sitio para ganarse

los preservativos

imagino que para ellos estos

son como golosinas: dulces,

chicles de sabores

y el pastor cíclope diciendo;

“estos que aquí vienen son

chamacos, porque ya es de

diario”

y en ese diario mi primo

lo hizo de su paso

cuando salía de trabajar a las

9:30 de la noche,

él decía que acortaba camino

a su casa,

nosotros sabemos que

buscaba descubrir quién era

la flaquita con la que te veías

todas las noches donde

mismo.

 

Por eso el código cambió y

ahora era es “puente…”

tú me preguntabas si me daba

miedo esperar de noche

por eso siempre llegabas

tarde,

porque sabes que no tengo

miedo y

que cuando llegaras yo te

estaría esperando.

 

¿Sabes? me duró una

semana el morado en la nalga,

sí, el día en que se nos

reventó la hamaca y caíste

sobre mí,

¿Ves que “amachino chido”,

ves que no rajo?

¿Ves que lo que ha pasado

entre nosotros todos estos

meses es de hombres?

Recuerdas que te dije “lo que

pasa entre dos se queda entre

dos”,

por eso también no suelto

prenda de lo que pasó esa

noche…

aún tengo tu mensaje…

y no hay duda porque salió de tu

número de teléfono…

nadie pondría sobre duda que

en realidad pasó… pero no te

apures…

 

pero bueno, te sigo esperando

aunque hoy también te he

borrado de mis contactos, ya

no recibirás más: zopilote,

mezquite, puente…

 

La única vez que sentí

un poco de miedo

fue cuando cargué el medio

kilo entre mis manos,

fueron sólo 500 metros pero

con la sensación de 5000

kilómetros

Era tan lindo sentir el viento en

la cara y

de súbito dándome órdenes,

y yo recibiendo órdenes tuyas,

¿Quién lo dijera…?

Yo recibiendo órdenes tuyas…

 

A la luz del alambrado público

te revelaste como un

espectro,

ensimismado, traté de ser

solidario

pero tu pena era muy grande,

por dentro lloré tu pérdida…

pero bueno la policía es más

zorra que tú y yo juntos

y se quedaron con tu moto.

 

Por último he procurado

siempre tener una clayuda en

casa,

para cuando decidas volver.

Tampoco podré recibir

mensajes tuyos o

llamadas aun fuera por

equivocación,

en recuerdo tuyo prendí su

lamparita

para verlo cómo la corriente lo

arrastró hasta el fondo,

hasta que se perdió, pienso

que ahora guarda todos

nuestros mensajes,

nuestros recuerdos, nuestras

fotos, nuestra vida

encapsulada

de igual forma en que las

aguas del polo norte

conservan en su ataúd de cristal a la mamá del

caballero cisne

y sus polvos de diamante de

los caballeros del zodiaco.

 

Hoy día de la purísima

concepción

que sea ella quien te lleve de

la mano

por su sendero de arena

sin que se ponga en duda

tu virginidad anal,

hoy no volviste a llegar…

yo te sigo esperando donde

siempre…

 

IX

 

—Los putos no van a la guerra —fue la sentencia

con que su hermano intentó callarle la boca.

—Por eso trabajo por la paz —respondió él—

para que tampoco vayan a la guerra los muy hombres.

 

(De Mis niñitos santos, inédito)

 

XVI

 

Él piensa que: “De dientes pa’ fuera no es poesía”.

 

(De Mis niñitos santos, inédito)

 

 

 

 

*Lukas Avendaño, Tehuantepec, Oax., Méx. 8 de diciembre, día de la purísima y santísima virgencita de Juquila o de la concepción, pero no soy Concha. Sin premios, sin publicaciones anteriores y/o algo que se le parezca.

 

Nota de los editores: Es, además o sobre todo, artista escénico:https://www.youtube.com/watch?v=E2R1KHpXVM0

Share:

Leave a reply